Guatemala y México intercambian experiencias para reducir la desnutrición crónica

Un intercambio de experiencias y lecciones aprendidas entre México y Guatemala, para reducir la desnutrición crónica, se llevó a cabo con la participación del vicepresidente, Jafeth Cabrera, el secretario de SESAN, Juan Carlos Carías, ministros, viceministros y secretarios de gobierno, así como representantes de la cooperación internacional, sector académico y la sociedad civil.

Como invitados especiales asistieron el doctor Juan Rivera, director del Instituto Nacional de Salud Pública de México -INSP- y la doctora Anabelle Bonvecchio, también de la referida entidad.

Los talleres fueron organizados por la Secretaría de Seguridad Alimentaria y Nutricional -SESAN-,  la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional -USAID- y la Embajada de México en Guatemala.

Asimismo se contó con la participación del excelentísimo embajador de México, Luis Manuel López Moreno y la directora en funciones de USAID, Tanya Urquieta.

El secretario de SESAN, Juan Carlos Carías, informó que “el evento se realizó en conmemoración de los 13 años de la creación del Sistema Seguridad Alimentaria y Nutricional en Guatemala -SINASAN-, por lo que se coordinó la visita del doctor Juan Rivera, director del Instituto Nacional de Salud Pública de México”.

“El doctor Rivera nos comparte sus experiencias y desafíos, ya que México tiene más de 30 años de estar abordando el tema de la desnutrición”, agregó.

Resaltó que Guatemala trabaja actualmemte en la atención de la primera infancia como parte del trabajo de una comisión interinstitucional, así como en un protocolo de intervención conjunta y el fortalecimiento del sistema único de Información.

El vicepresidente Jafeth Cabrera, expresó: “queremos dejar brechas en el tema de la desnutrición y agradecemos al secretario de SESAN, Juan Carlos Carías, a USAID y el gobierno de México, por realizar este intercambio de experiencias”.

Al respecto, el doctor Rivera destacó la experiencia de México en reducir exitosamente el retardo en el crecimiento, mediante transferencias condicionadas, proporcionando servicios a través de una Red Integrada de Servicios de Salud.

“Es muy importante invertir en la primera infancia, en la salud, nutrición y educación, por lo que en México surgió el Pacto por la Primera Infancia, con el apoyo de los distintos sectores, incluyendo el político, para garantizar su continuidad, así como de la sociedad civil, sector privado y medios de comunicación”, agregó el doctor Rivera.

Como parte de los temas abordados se realizó un análisis, un intercambio de experiencias y lecciones aprendidas, así como una evaluación del rol de las escuelas formadoras de recursos humanos en apoyo a la Política de Seguridad Alimentaria y Nutricional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.